Cómo se podrían beneficiar los indocumentados del tercer cheque?

A medida que pasan los días, crece la expectativa por saber si un tercer cheque de estímulo de $1,400 será aprobado en la nueva Asamblea Legislativa en Estados Unidos que se inauguró a la par con la llegada del presidente Joe Biden al poder.

Uno de los ángulos que más se comentan en medios y en redes es el alcance que tendría una nueva ley de estímulo económico para beneficiar a los indocumentados, muchos de los que declaran anualmente impuestos.

La más reciente ley aprobada en diciembre pasado, la de Asignaciones Suplementarias en Respuesta y Alivio al Coronavirus del 2021, bajo la que se distribuyen los cheques de estímulo de $600 como monto base, consideró a esta población, pero solo a medias.

Solo familias de estatus migratorio mixto
La legislación dispone que las familias de estatus migratorio mixto donde uno de los conyugues tiene un número de Seguro Social (SSN) son acreedoras de pagos de estímulo. El estatuto indica que estas familias son elegibles para EIP para cada miembro de la familia con SSN, y pueden reclamar las cantidades correspondientes de la primera ronda de pagos de impacto económico cuando presenten sus impuestos del 2020.

Sin embargo, los inmigrantes que no encajan en esta categoría quedan excluidos de la ayuda económica.

El segundo paquete de estímulo representó un avance con respecto a la primera, la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica del Coronavirus (CARES), en cuanto a beneficios para indocumentados, pero no es suficiente.

En el caso de la ley CARES, la primera ley de estímulo aprobada en el Congreso federal, se excluyó a las familias mixtas.

¿Qué podría pasar en una tercera ronda de cheques de $1,400?
De aprobarse una tercera ronda, como se anticipa, la elegibilidad de matrimonios de estatus migratorio mixto también sería incluida como se dispuso en la segunda ley.

De hecho, “CASH Act”, la medida aprobada a finales de diciembre en la Cámara de Representantes para aumentar el monto de los cheques de estímulo de $600 a $2,000, identifica a esa población como recipiente de la ayuda federal.

#QPY