México refuerza su frontera sur para impedir paso de migrantes

Las fuerzas federales mexicanas se han desplegado por las desoladas y peligrosas rutas migratorias que existen entre el suroriental estado de Tabasco y su frontera con Guatemala, hoy cerrada a toda actividad no esencial, obligando a los migrantes a buscar nuevos caminos por el miedo a ser atrapados.

“Desde aquí les mando un mensaje a mis panas: ¡No vengan, está muy duro!”, advierte este jueves Evelio Aguilar, mientras viaja con tres hondureños más con el plan de asentarse en el estado norteño de Monterrey, donde tiene él a su esposa.

Amanda Quip socorre desde hace 25 años a los migrantes en Las Palmas, otro municipio fronterizo, y piensa que el despliegue de centenares de efectivos del Instituto Nacional de Migración (INM) y la Guardia Nacional -entre otras instituciones- obligó a los migrantes a buscar nuevos caminos.

#QPY